Publicado en Bienvenida a las armas

Nuevas cunetas

El respirar de Dios masticándonos

se oye en la pesadilla. Un semáforo

en rojo, cual escuálido David,

vigila los dedos que dispararon

cuando la primavera

dio la espalda. ¡Hay tanta calma

en esta derrota de ojos abiertos

y arrancados al ser que fue humano!

Un faro alrededor de los murmullos

toma la batuta, las gaviotas

entran con su coralidad de borrachos.

Empieza a amontonarse el hedor

que edulcoran platós televisivos ,

sobre las cunetas,

nuevas cunetas.

Autor:

Músico a medias, escritor también, quizás demasiado ingenuo y extremadamente gruñón para lo que debe ser la tábula rasa a la que se supone que debe aspirar el ciudadano medio. Revolución Francesa en todos sus actos inmortales, siendo la inmortalidad un tema bastante alejado de la masa encéfala que no sabe amar con todas sus consecuencias.

2 comentarios sobre “Nuevas cunetas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .